EXCLUSIVA COMPARTIDA, CLAVES PARA ENTENDERLA

 Claves para entender la exclusiva compartida.

Durante estos últimos años, ha aparecido un nuevo concepto que está echando raíces en el sector inmobiliario de nuestro país, se trata de la exclusiva compartida. Esta palabra la escuchamos sobre todo cuando hablamos de las MLS (Multiple Listing Service), es decir Listado Múltiple de Inmuebles.

Las MLS son agrupaciones de agentes inmobiliarios que comparten inmuebles.

Cuando un propietario vendedor firma un contrato en exclusiva compartida con una MLS, como es el caso de APIALIA, este propietario solo tendrá relación directa y personal con el agente inmobiliario que ha captado su inmueble, pero con los beneficios de que este inmueble puede ser vendido por cualquiera de las agencias asociadas, así mismo durante todo el proceso contará con el constante seguimiento y supervisión del agente captador.

En la exclusiva compartida las posibilidades se multiplican.

Así pues, es fácil concluir que en la exclusiva compartida las posibilidades de venta se multiplican, primero por el número de agencias asociadas, más el número de agentes comerciales que estas agencias poseen, más la cartera de potenciales compradores que cada una tiene.

En cuanto, a la comercialización y la publicación de los inmuebles, esta solo esta permitida a los agentes y agencias que forman la MLS, que consideraran los inmuebles como propios, así pues, cada una de las agencias publicará los inmuebles en su propia página web, portales inmobiliarios u otras vías de comercialización que considere oportunas.

El propietario como un agente activo.

Un aspecto importante a tener en cuenta, es que ninguna agencia externa a la asociación puede vender el inmueble, excepto el propio propietario, que en caso de conocer a una persona interesada, podrá actuar como una agencia vendedora más, y si vende el inmueble recibirá el 50% de los honorarios establecidos. 

El objetivo no es otro que facilitar al máximo la venta  del inmueble, mediante un mínimo compromiso por parte del propietario vendedor, pero con un amplio abanico de ventajas, gracias a la exclusiva compartida.